Vamos por las contrataciones abiertas

Los gobiernos del mundo son conscientes de que, de los 10 billones de dólares al año que se gasta en contrataciones del estado, gran parte se desperdicia en coimas, sobreprecios y contratos fraudulentos.

El ex-primer ministro del Reino Unido, David Cameron decidió convocar a una cumbre anti-corrupción a principios de 2016, argentina participó con una “comitiva reforzada” luego de las revelaciones de los Panama Papers, que demostraron de la forma más ostensible que el secreto es uno de los factores más importantes que habilitan los flujos ilegales de dinero.

En la cumbre más de 40 países expresaron sus compromisos de mejorar la prevención, detección, investigación y persecusión de la corrupción. Y firmaron un comunicado conjunto, enviando un claro mensaje y creando un nuevo camino en la lucha contra la corrupción.

Según la Open Contracting Partnership (Alianza para las Contrataciones Abiertas) hay dos claves para lograr un proceso transparente de contrataciones estatales:

  • La publicación sin restricciones y de forma actualizada de las licitaciones, contratos, evaluaciones y pagos de las contrataciones y obras públicas del estado.
  • La publicación de un registro de empresas y sus beneficiarios efectivos.

Estas publicaciones habilitan la participación ciudadana y la revisión asistida por computadoras de los procesos de contratación del estado y la detección de errores de procedimiento, riesgos, conflictos de interés, sobreprecios, y muchos otros tipos de contrataciones fraudulentas.

Cuanta más información esté publicada utilizando datos abiertos, y en particular utilizando el Open Contracting Data Standard, más fácil resultará la revisión. La implementación de este estándard es parte de los compromisos de 30 países, incluído Argentina. Publicar datos utlizando este formato habilita la fácil implementación de diversos software existentes y en desarrollo con objetivos como:

  • Evaluar la calidad de los procesos de contrataciones y licitaciones, reduciendo la corrupción.
  • Evidenciar el progreso de los procesos de obra pública.
  • Facilitar el acceso a licitaciones y garantizar un proceso justo.
  • Facilitar la participación ciudadana en la definición, evaluación y control de los gastos del estado.

Desde la Fundación Conocimiento Abierto estamos alegres de poder colaborar con las instituciones que están buscando incrementar la transparencia y reducir la corrupción por medio de los datos abiertos. Creemos que los datos abiertos son una gran herramienta para mejorar la participación ciudadana y promover el desarrollo económico.

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *